Continúa el escándalo por la yerba adulterada de la empresa Yerbatera Misiones

El caso del uso del poleo en la yerba mate continúa con repercusiones que sacuden a la industria en Argentina. Al respecto, el conductor del “El Periodista”, Gustavo Añibarro ahondó en las repercusiones de esta presunta triple estafa al consumidor, productor y fisco.

En la introducción del programa “El Periodista” de Canal 12, Gustavo Añibarro informó sobre las repercusiones de un caso que ha conmocionado a la industria yerbatera. La controversia gira en torno al uso fraudulento de poleo en la producción de yerba mate. Un tema que ha suscitado preocupación tanto en consumidores como en productores a nivel nacional.

Añibarro resaltó que el periodista Eduardo Feinman en su programa de La Nación+  fue el primero en denunciar esta práctica irregular en la Yerbatera Misiones SRL.  “El problema es que estamos hablando de yerba pura, que sólo debería tener yerba mate y no un yuyo”, señaló. Es algo debe cumplir con “los reglamentos propios de la institución nacional. Porque uno va y compra un kilo o medio kilo de yerba”, señaló el conductor.

El periodista afirmó que la práctica denunciada se trata de una triple estafa: al consumidor, al productor de yerba y al fisco. Asimismo, reveló que la producción de Eduardo Feinmann acercó un documento donde aparece el nombre de la yerbatera  involucrada “y la compra de grandes cantidades de poleo”.

El problema de fondo del poleo

En el programa, el periodista dio cuenta que el poleo, un yuyo que es significativamente más económico que la yerba mate, se ha utilizado para abaratar costos en la producción. Esto ha llevado a situaciones donde se vende yerba mate adulterada como pura, lo que engaña al consumidor y perjudica tanto al productor como al Estado en términos de evasión fiscal.

Además, Añibarro recordó que también que “en estos días, el diputado Juan José Szychowski, salió a pedir públicamente que el Estado, la Nación, abran los paquetes de yerba (de la marca cuestionada). Para controlar que tengan yerba y no yerba con este yuyo que cuesta 10 veces menos que la yerba mate pura”.

Hacia el final, el conductor aclaró que el escándalo no se limita a una sola empresa, Yerbatera Misiones. Añibarro mencionó que hay posibles indicios de que otras compañías podrían estar involucradas en esta práctica fraudulenta.

También se refirió a las imágenes de bolsas de poleo siendo quemadas, que circularon ampliamente por las redes. Algo que sugiere un intento por destruir evidencia relacionada con esta actividad ilegal. Esto ha generado aún más preocupación y ha llevado a algunos actores del sector a pedir una mayor regulación y control por parte de las autoridades.