Marcos Peña: «No hay ni un sólo caso de corrupción»

Así descartó que la discusión sobre los ministros Caputo y Triaca y el renunciante subsecretario general de Presidencia tengan que ver con la falta de transparencia.

El caso de Valentín Díaz Gilligan, quien renunció tras la difusión de su cuenta en el Banco de Andorra con U$S 1,2 millones no declarada reabrió el debate por la transparencia de los funcionarios y los casos aún en el tapete como el de los ministros de Finanzas y de Trabajo, Luis Caputo y Jorge Triaca.

Marcos Peña fue contundente respecto a este tema, descartó que se traten de casos de corrupción y dijo que debe actuar la Oficina Anticorrupción, organismo a cargo de Laura Alonso.

«Lo que tiene que ver con la transparencia: hay una Oficina Anticorrupción, que antes no la había, hay declaraciones juradas presentadas y transparentes, antes no la había, hay una ley de acceso a la función pública, que antes no había», detalló.

De esta manera, el funcionario despegó los casos recientes que afectaron a tres miembros del Gabinete y que son analizados por la OA, pero además se diferenció de la corrupción kirchnerista.

Peña también remarcó que «hay una transparencia absoluta para contestarle a todas las instancias» y para que la Justicia investigue en «tiempo real» desde el presidente Mauricio Macri para abajo.

Al ser consultado por los casos puntuales de Díaz Gilligan, Caputo y Triaca, respondió: «No hay ni un sólo caso de corrupción, son discusiones de interpretación sobre si había que declarar o no una cuestión, o un error como el caso de Triaca que se aclaró, pero no hay un hecho de corrupción en ninguno de esos elementos».

El funcionario ratificó que el Ejecutivo busca «elevar la vara» de la transparencia en la gestión de Cambiemos, destacó el decreto sobre conflicto de intereses y la política respecto a los familiares de funcionarios en el Gobierno.

«Seguiremos trabajando en una política de integridad para que la política y el Estado estén a la altura de esa demanda social y creemos que lo estamos respondiendo claramente», sentenció.

Respecto al caso puntual de Díaz Gilligan, Peña remarcó que el funcionario saliente «no hizo nada fuera de la ley» y descartó haber estado detrás de su renuncia.

«Es algo que quedará aclarado donde tiene que ser aclarado, pero de ninguna manera aceptar ya que mintió o no mintió que tenía una plata, él decía que no y tiene derecho a explicar y mostrar los papeles», concluyó.

Fuente: Clarín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *